La presión de sus labios sobre los míos, la combinación perfecta entre amor y pasión.

Sus manos sosteniendo las mías con fuerza, aquella fuerza que gritaba: “Hazme tuyo”.

El tan solo rozar sus manos sobre mi piel morena, y tocar mi espina dorsal con sus mejillas, hacia revolotear aquel sentimiento en mi estómago, aquello que ya no sé si llamar amor, porque es tan fuerte…Porque es inefable.


  • 0
  • 0
  •  
  •  
Entrar para comentar...
Email

Algunos poetas seguidos por María G Muñoz...

Margaret Atwood Charles Bukowski Maya Angelou