Cargando...
Mi mal es ir a tientas, con alma enardecida,
ciego sin lazarillo bajo el azul de enero;
mi pena, estar a solas, errante en el sendero,
y el peor de mis daños no comprender la vida.
 
Mi mal es ir a ciegas, a solas con mi historia,
hallarme aquí sintiendo la luz que me tortura,
y que este corazón es brasa transitoria
que arde en la noche pura.
 
Y venir, sin saberlo, tal vez de algún oriente
que el alma en su ceguera vio como un espejismo,
y en ansias de la cumbre que dora un sol fulgente
ir con fatales pasos hacia el fatal abismo.
 
Con todo, hubiera sido quizás un noble empeño
el exaltar mi espíritu bajo la tarde ustoria
como un perfume santo...
¡Pero si el corazón es brasa transitoria!
 
Y sin embargo siento como un perenne ardor
que en el combate estéril mi juventud inmola...
(¡Oh noche del camino, vasta y sola,
en medio de la muerte y del amor!)

(1906)

#EscritoresColombianos 1906 Barranquilla

Preferido o celebrado por...
Otras obras de Porfirio Barba Jacob ...



Top