La despedida

La despedida

by Gian Franco Pagliaro

Amor mio,
y es la última vez que te digo
amor mio
te dejo estas palabras
como regalo de despedida.
Te has convertido
en una despreciable represora.
Has traicionado todos los cantos de libertad
que cantaste durante tantos años
y a cualquier hora.
Eres en el fondo el verdugo de tu corazón
lo has condenado
a la desdicha por desacato
por decirte lo que siente
y lo que piensa
porque me sigue amando
contra tu voluntad...
Lo estas torturando al pobre
como torturaba la inquisición
los corazones mas nobles e independientes.
Quieres que abjure
que niegue su convencido amor
y estás azotando tu cuerpo por la misma causa
porque todavía me desea
y me reclama a tu pesar
te has propuesto quemar en la hoguera del amor legal
las palabras mas libres que nos hemos dicho,
el libro inconcluso
de nuestra historia
como si fuese una historia
de pecados y herejias
No te mereces vivir en este tiempo
de reivindicaciones
en cualquier dictadura
habrías tenido un mejor espacio
le habrías pedido los documentos
a las concubinas
y encarcelado a los amantes
más apasionados
¿Qué te ha sucedido?
¿Quién te lavó el pelo y también el cerebro?
¿A dónde fue a parar la bandera
de la revolucion femenina
y aquello de que el matrimonio
es la tumba del amor?
¿Y el amor libre, el aquí y ahora?
De cualquier modo en esta represión
sucumbirá sólo tu amor
le tirarás a quemarropa
solamente a tus sentimientos
Estoy seguro que tu sexo quedará desparramado
por las calles de un futuro sórdido
y confortable
ningún arrepentimiento
te salvará de la maldición de tu alma
vivirás acosada
por las demandas de tu corazón
y tu cuerpo te echará en cara
el goce y la dicha que le privaste
yo saldré ileso de todo esto;
con algunos golpes y un par de heridas,
pero ileso.
Listo para volver al mar donde me conociste
no podrás prohibirme
todo el amor que siento por ti
y que repartiré de puerto en puerto
a cada mujer que me espera

 

comments powered by Disqus
     

Miscellany


Other poems by Gian Franco Pagliaro (read randomly)


Éramos distintos, lo sé.
Éramos alegres, graciosos y solíamos reirnos
de nosotros mismos.

Parecías alto, altísimo, cuando yo era muy pequeño, …
eras mi gigante bueno, compañero de mis juegos,
mientras tú contabas lento, me escondía e...

Mira que luna, mira que cielo
Es una pena que te vayas esta noche
Es una pena, cuanto lo siento

Esta preparada señorita
si maestro
corrija la posición del arco

El que ama a una mujer dicen ama a todas las mujere …
Pero el que ama a todas las mujeres no ama en el fo …
Tu amor me hace bien me da c...

Camina plácido entre el ruido y la prisa
y piensa en la paz
que se puede encontrar en el silencio.

Dios como te amo
No puede ser verdad
Tener entre mis brazos

Te Quiero porque Sí, ¡qué importa la razón!
De frente y de Perfil, con todo el corazón.
Te Quiero sin tener un método y un plan.

Estoy solo,
estoy solo y parado en ésta esquina sin esperar a n …
Estoy solo,

A donde quiera que vaya estarás conmigo
Serás mi patria, mi fe, mi espada, mi flor
Serás mi siembra en el camino

Querida mía, amada mía, amiga mía
novia mía, amante mía...
Anoche salí con mis amigos; no los conoces,

Hay que hacer un alto, mi Capitán
Estoy malherido, no puedo mas
Si me obliga a seguir, me moriré

Aún no estoy preparado para perderte...
No estoy preparado para que me dejes solo.
Aún no estoy preparado para crecer

La conocí­ en una librería de la calle Corrientes,
donde están casi todas las librerías de Buenos Aire …
a finales del 75 y a comienzo de los q...

Las Cartas de Amor, Mi Amor. Son en el fondo ridícu …
Las Cartas de Amor, cuando hay Amor, son siempre ri …
Porque los que se Aman, si e...

Ámame
ámame ahora
ahora que quieres

Era feliz en su matrimonio
Aunque su marido
Era el mismo demonio

Me gustaría gritarlo a los 4 vientos,
Por los 7 mares, por los 5 continentes,
Cuanto te amo.

Like us on Facebook?