Fría y tormentosa la noche que zarpé de Montevideo.
Al doblar el Cerro,
tiré desde la cubierta más alta
una moneda que brilló y se anegó en las aguas barrosas,
una cosa de luz que arrebataron el tiempo y la tiniebla.
Tuve la sensación de haber cometido un acto irrevocable,
de agregar a la historia del planeta
dos series incesantes, paralelas, quizá infinitas:
mi destino, hecho de zozobra, de amor y de vanas vicisitudes,
y el de aquel disco de metal
que las aguas darían al blando abismo
o a los remotos mares que aún roen
despojos del sajón y del fenicio.
A cada instante de mi sueño o de mi vigilia
corresponde otro de la ciega moneda.
A veces he sentido remordimiento
y otras envidia,
de ti que estás, como nosotros, en el tiempo y su laberinto
y que no lo sabes.

  • 2
  • 4
  •  
  •  
Entrar para comentar...
Alfredo Jiménez G.
alrededor de 3 años

En un presente que no cesará de repetirse Borges arroja una simple moneda desde un barco. No fue un impulso, fue un acto premeditado con tintes de ritual. La moneda ha dejado de ser simple y vulgar. Ahora, con todo y sus inscripciones de año, valor y origen, ha adquirido atributos de un Zahir (objeto que no se olvidará jamás).

El admirado Poeta lo sabe, ha "arrojado a la infinita/ serie un símbolo más". Su propio destino se ha separado de los derroteros que ahora va a sortear la moneda en esa inmensa tumba de sajones, fenicios y que sigue siendo "un epitafio de los vikings".

En toda operación de compra y venta los caminos de un hombre y una moneda se separan, pero no ocurre el prodigio que ahora nos ocupa. Borges ha dado al mar esa moneda como mágico tributo.

Alguna vez escribió en un soneto que "El porvenir es tan irrevocable como el rígido ayer"... Pues bien, con su óvolo brillante lanzado a las aguas (emulando una tirada del "I King" en busca de una respuesta), ha demostrado que también el dinámico presente es irrevocable.

Preferido o celebrado por...

Ada Zoe Alfredo Jiménez G. Salvador Moran Mujercita Incandescente
Email

Otras obras de Jorge Luis Borges...

Algunos poetas que siguen a Jorge Luis Borges...

Gabriela Pérez Javier Rivera Maria Fernanda Angel Gonzalez pereda erika Mai Etcheverry David Cast