Cargando...

Es muy niña. (Es mi niña)

Al fin llegó a mi vida lo esperado,
al fin hallé el amor que no encontraba:
un cariño precioso sin pasado,
que su historia de ayer no dice nada.
 
Sus labios fresquesitos no han pecado,
me besan tiernamente sin mentira,
sus ojos limpiecitos no han llorado
la vergüenza de amor que da la vida.
 
No sé cuánto tiempo va a durarme,
sólo sé que jamás podré olvidarla,
si la pierdo, la pierdo por cobarde,
es muy niña, yo tengo que cuidarla.
 
Dios lo puso de golpe en mi camino
para darme dicha prometida
y yo voy a llevarla paso a paso
por el duro camino de la vida.
Preferido o celebrado por...
Otras obras de José Alfredo Jiménez ...



Top