Chargement...

En este espacio tan nuestro, anegado de tantos silencios.

 
 
Hablemos de este mar inédito,
de este mar que me cuelga
como pesados bolsillos en el alma.
Hablemos de la magnifica esencia,
de lo que no conoces
 
La que contemplas frente al espejo sin darte cuenta.
La que te acaricia con manos suaves
con su mirada dulce y soñadora,
a la que le sonríes parcamente...
guardadora de grandes secretos sin revelar
atormentando tus mundos internos
no sé hasta cuando...
 
Los que siempre a deshoras atraerás a este presente
para recordarte quien eres...
como una suave melodía lluviosa
inevitablemente...
como en aquellos días de invierno
que te arrojaste sobre mí buscando amor,
en ese perfume que se destiló en la brisa
lánguida de aquella tarde...
 
Valgan estos momentos recordados
para aliviarme de penas y congojas
cuando la fantasía y la realidad caminan distanciadas...
 
Pero me detengo un instante para esperarte
tratando de alcanzarte en el infinito tiempo,
en ese espacio tan nuestro
anegado de tantos silencios.
 
Te espero aún por lo demás
para satisfacer este amor,
esta historia ingrávida e inconclusa.
Quiero soltarte definitivamente pero no puedo...
 
Quieta, permanezco aún, como lavanda
sin respirar ni replicas distantes
¡Debería hacerlo!... pero no puedo.
Es el amor colmado de fuertes presencias
de lo que eres y lo que soy.
Es el amor...
aferrandose fieramente a mis huesos..
que no me permite hacerlo.
Cuando murmuraba el viento en quejidos de color violeta
Alados revenciales inviolables
 
Doris Melo Mendoza

el el espejo, mar, silencio, tiempo, viento...

Préféré par...
Ada Zoe Angélica
Autres oeuvres par Doris Melo ...



Top