Pero tú....
Envuelto en esa apatía que te arropa la cabeza
desde el quizás...
con la última palabra goteadora de silencios
que tras imágenes sensuales
se regodean, inútilmente hacia la muerte lenta...
que nos espera bailando
con su lúdico lenguaje en la conciencia.
 
Queriendo adherirte a los recuerdos gratos
para refrescar tal vez
esa insoportable levedad
a la que te condenas falsamente,
porque sí...
 
cuando sin asideros marchan las horas hacia la nada.
luego se vuelve ligero el aire
en esa apatía balsámica que huele a almizcle...
 
Entonces...
los juramentos conmueven a los árboles
y se agachan las sombras,
que se retuercen bajo sus pies
buscando con torpeza resguardarse
quién sabe de que...
 
Pero los sentidos se desgastan,
hasta perderse en un collage de palabras
que pierden su lucidez...
más allá de esa ilusión,
a la que llaman miedo
donde se cuece un paraíso
sin alas ni sueños inducidos...
Cuando el alba se desvive sin encontrar atisbos,
con el cuerpo y los pensamientos agrietados.
 
Entonces el júbilo se congela...
en las orgías de las horas delirantes y tenebrosas...
y se levanta el sol con sus pies descalzos
colmado de tristeza, vacío y soledad...
tal vez, para morir en un fulgor de cenizas...

  • 0
  • 0
  •  
  •  
Login per commentare...
Email

Altre opere di Doris Melo...

Alcuni poeti seguiti da Doris Melo...

Ada Zoe